La SECPRE critica al ministerio de sanidadLa Sociedad Española de Cirugía Plástica, Reparadora y Estética (SECPRE) ha criticado duramente al Ministerio de Sanidad por querer “legalizar” la inseguridad jurídica de los pacientes que se someten a sus intervenciones y favorecer la “mediocridad” al consentir que cualquier médico especialista pueda formar parte de una unidad de Cirugía Estética.

En un comunicado, la SECPRE ha criticado el Proyecto de Real Decreto de 12 de junio de 2015, por el que se establecen las bases generales sobre autorización de centros, servicios y establecimientos sanitarios y se determinan los requisitos mínimos comunes para su autorización.

Este Proyecto de Real Decreto, promovido por la Dirección General de Salud Pública, Calidad e Innovación del Ministerio de Sanidad, pone en peligro a los pacientes por varios motivos:

En la definición de unidades de Cirugía Estética establece que las intervenciones de una unidad de Cirugía Estética puedan ser realizadas tanto por un médico Doctor Julio Terrén, experto en Cirugía Plástica, Estética y Reparadora como por “otro especialista quirúrgico”.

Con el concepto de “otro especialista quirúrgico”, se permite que cirujanos sin la titulación ni la formación adecuadas realicen intervenciones de estética, con el consiguiente riesgo para la seguridad de los pacientes.

La SECPRE recuerda también que lleva años reclamando la aprobación de una ley que regule la práctica de la cirugía estética en España, para que las intervenciones sólo puedan ser realizadas por médicos con el título oficial de especialista en Cirugía Plástica, Estética y Reparadora. Según datos de la SECPRE, actualmente hay unos 9.000 médicos sin la titulación ni la formación adecuada que realizan intervenciones de estética.

Mientras que en otros países ya se ha regulado esta especialidad, nuestro país sigue viviendo la ausencia de esta ley. De hecho, con esta normativa se pretende normalizar la mediocridad en la cirugía plástica española.

También se critica que la norma distinga entre unidades de cirugía estética y unidades de cirugía reparadora, cuando en España existe un único título de especialista que engloba los dos ámbitos de la cirugía plástica.

En el ámbito de la cirugía reparadora, la SECPRE se muestra en contra de que los niños españoles dejen de beneficiarse de los servicios de los cirujanos plásticos debido a que este Real Decreto recoge que sus intervenciones quirúrgicas serían realizadas en exclusiva por médicos especialistas en Cirugía Pediátrica. Al igual que los pacientes con quemaduras graves, que pasarían a ser tratados por un médico especialista, pero cuya especialidad no especifican.